El Tribunal Supremo ha desestimado el grueso del recurso presentado por ANPIER, la asociación de productores fotovoltaicos españoles, frente al Real  Decreto  413/2014, conocido como reforma Soria-Nadal, que impuso severos recortes retroactivos al sector fotovoltaico.


Anpier ha expuesto en el Parlamento Europeo los motivos que deben llevar a la Unión Europea a restituir con urgencia la seguridad jurídica de 62.000 familias españolas víctimas de los drásticos recortes retroactivos impuestos por el Gobierno del Partido Popular.

La Razón ha distinguido a Anpier con el premio a Tu Salud en reconocimiento al esfuerzo realizado por 62.000 familias fotovoltaicas españolas que dedicaron sus esfuerzos y sus ahorros para el desarrollo y producción de energía solar fotovoltaica.

El Supremo considera que las familias fotovoltaicas tenían que “haber previsto” los cambios retroactivos sufridos tras la reforma del sector impuesta por el Gobierno de Mariano Rajoy, un triste hito en la historia de esta instancia judicial, puesto que tres de los cuatro magistrados se han opuesto de manera contundente a la línea defendida por el Presidente de la Sala.

El pasado 28 de abril se presentó "Energía: Clima, Economía y Geopolítica", proyecto que analiza los resultados alcanzados en la COP 21 de París, las consecuencias socioeconómicas del cambio climático, y las soluciones y oportunidades que ofrecen las energías renovables.


De interés:

FISCALIDAD

CADENA ELECTRICIDAD

FACTURACIÓN / LIQUIDACIONES